Patrimonio cultural

La Iglesia de los Santos Juanes, la muralla del Jardín Botánico, la Torreta o el Molí de Vent son algunos ejemplos del patrimonio cultural de Puçol

Iglesia de los Santos Juanes

Las obras de la fachada principal de la Iglesia de los Santos Juanes comenzaron en 1587, con las tareas de perimetraje, medición y marcaje con estacas, y empezaron a cavar los cimientos. 

En 1588 Juan de Ribera, Patriarca de Antioquia y Arzobispo de Valencia, puso la primera piedra de la Iglesia de los Santos Juanes de Puçol, dedicada a San Juan Bautista. En ese momento, la población rondaba los 400 habitantes y, aunque el pueblo no necesitaba un templo de tal magnitud, el significado que tenía para los ciudadanos era mayúsculo, ya que sería la primera cosa que se viera del pueblo a lo lejos. Los vecinos dedicaron todo su esfuerzo a la construcción del templo, ya que no hay casi ningún edificio más que date del siglo XVII. 

La iglesia estuvo en construcción hasta 1607. El Patriarca hizo el traslado, desde la antigua iglesia a la recién acabada, del Santísimo Sacramento, celebrando la primera misa el día 28 de octubre de ese mismo año. El mismo día y en la misma procesión, delante de la Custodia del Santísimo Sacramento, se hizo el traslado de la imagen de Nuestra Señora la Virgen al Pie de la Cruz, esta figura fue hallada en 1570 en la colina del Cabeçol de El Puig. Se cree que proviene de la Iglesia Hispana de los s. VI-VIII y que fue escondida en el año 714 y durante siglos de dominación árabe para evitar su destrucción, lo que nos llevaría a pensar que esta pequeña pieza es la iconografía cristiana más antigua de toda la Comunidad Valenciana

La financiación del edificio se llevó a cabo a partir de donativos de particulares, y las limosnas que se recogían en el horno. En su interior alberga diversas obras de escultura y pintura, como la imagen de Nuestra Señora la Virgen al Pie de la Cruz, el retablo del altar, de Manuel Vergara, o el retablo del siglo XV que representa el Misterio de la Trinidad.

Visita virtual a la iglesia de los Santos Juanes 

[Visita Virtual Santos Juanes]

 

Muralla del jardín botánico

La muralla se construyó en 1607 junto a la Iglesia de los Santos Juanes. Del antiguo palacio arzobispal sólo queda este antiguo muro de líneas barrocas. Se trata de una construcción de mampostería, con torretas semicirculares coronadas con teja cerámica de color azul. 

En su interior se albergó un jardín botánico, uno de los primeros jardines botánicos deEspaña, el primero de carácter universitario, y el más antiguo de Europa. Se asegura que fue el lugar donde se cultivó el cacahuete por primera vez en España.

Su conservación estuvo en deterioro progresivo, por lo que se consideró la importancia de su conservación por su interés histórico y arquitectónico (estilo barroco) y fue rehabilitada en 1999. 

La última actuación sobre la muralla se ha realizado a finales de 2016 y desde enero de 2017 cuenta con iluminación nocturna y accesos adaptados.

 

Iglesia de Santa Marta

La otra iglesia de nuestro municipio es la Iglesia de Santa Marta. Fue construida en el año 1964 por los propios feligreses, detalle que la hace más atractiva. Es una iglesia funcional, de estilo moderno que juega con la luz natural y que se enclava en la etapa final del Concilio Vaticano II.

En su interior se puede encontrar varias obras como el retablo del altar que representa una cita del evangelio, la iconografía de Santa Marta, patrona de la iglesia y diversas esculturas como la Inmaculada o el Cristo de la esperanza.

Visita virtual a la iglesia de Santa Marta

[Visita Virtual Santa Marta]

 

La Torreta

Otra edificación importante que podemos encontrar es la Torre Talaia o La Torreta. Fue construida en el siglo XIV y está considerada la casa más antigua del municipio. Su finalidad era la de proteger y vigilar la población de posibles ataques. 

La torre es de estilo moro y está construida con piedra, teja y ladrillo de barro. Su ubicación, en el casco antiguo (calle de la Torreta), la hace más interesante y majestuosa. 

Ahora se trata de una vivienda particular y no se puede visitar por dentro. Sin embargo, se encuentra restaurada y dentro del catálogo de Bienes de Interés Cultural debido a su interés histórico y cultural.

 

Molí de Vent

También, a las afueras del pueblo podemos encontrar el Molí de Vent, aproximadamente a un kilómetro al oeste del casco urbano, en lo alto de una loma, con una vista privilegiada sobre el pueblo y el mar. Se trata de uno de los pocos molinos de estructura árabe, que existe en la Comunidad Valenciana con estas características.

Dejó de funcionar como tal en el siglo XIX, y actualmente no tiene un uso específico, aunque los amantes de la naturaleza y cultura pueden disfrutar de él siempre que lo deseen. El interés ambiental y popular con el que es considerado, hace plantearse la oportunidad de una mayor rehabilitación, pero el entorno con el by-pass encima o la estación eléctrica, no es muy favorable para poder tener una buena explotación turística. 

No obstante, a comienzos de 2017 el Ayuntamiento de Puçol ha solicitado una subvención a la Diputación de Valencia para iniciar la recuperación del molino y su entorno como espacio de uso y disfrute de los vecinos.

Visita virtual al Molí de Vent

[Visita Virtual Molí de Vent]

 

Retablos y viviendas antiguas

Gozan de una determinada protección debido a sus valores arquitectónicos, históricos y a su antigüedad. En total 39 viviendas catalogadas, ubicadas principalmente en el casco antiguo. Durante su recorrido se puede disfrutar de la armonía, tranquilidad y belleza de las calles de la población, descubriendo a su paso las distintas fachadas.

Además, también se puede disfrutar de 17 retablos cerámicos de construcción antigua, con un nivel de protección integral. De uso votivo y decorativo, en la fachada de viviendas del casco antiguo. 

Algunas de estas viviendas y retablos se encuentran ubicados principalmente en las calles: Sant Joan, Sant Pere, Sant Miquel, Cavallers, Sant Antoni, Morvedre, Els Horts, Castello y Mariano Amigo.

 

Artesanía tradicional

Como parte del patrimonio cultural de Puçol hay que catalogar también dos ejemplos de artesanía tradicional que hoy sólo se puede encontrar puntualmente, ya que se trata de empleos en acusado declive, que están siendo sustituidos por la fabricación en cadena, estos son:

Los corretgers, encargados de la fabricación y restauración de los correajes para caballos y demás aperos de labranza que están fabricados con cuero.

La cestería que consistía en la fabricación a mano de cestas, capazos para el campo, alpargatas y diversos objetos realizados con esparto.

casco-antiguo

moli

muralla

retablo

santa-marta

santos-juanes

sindicato

torreta

¿Quieres saber más?

Periódico Notícies de Puçol

https://www.youtube.com/watch?v=yQxo3c2Im9g